Criopreservación de gametos: semen y tejido ovárico.

Nuevo servicio

Viendo las necesidades de nuestros pacientes y médicos, nació la inquietud de desarrollarnos más y prestar un servicio más completo, mejorando los servicios de medicina reproductiva de baja complejidad incorporando equipos especializados y nuevos servicios para clientes que están en buscan de este tipo de atención a través de la implementación de un sistema de crio-preservación de gametos, siendo una alternativa tanto para pacientes oncológicos que padecen cáncer testicular, como para pacientes con baja calidad espermática de la Región de Ñuble y sus alrededores, o bien para aquellos pacientes que se encuentran sometidos a tratamientos de reproducción asistida que se encuentren fuera de la cuidad el día de procedimiento. Es así como preservar su fertilidad facilitaría algunos tratamientos de reproducción asistida de baja complejidad, no siendo necesario que el paciente acuda a la clínica el mismo día en el que se realiza el tratamiento.

La quimioterapia y radioterapia, tratamientos frecuentemente utilizados en cáncer testicular y linfomas, pueden destruir las células germinales y generar algunas dificultades en el varón para la producción espermática, generando incluso azoospermia, es decir, que no se produciría la producción de gametos masculinos.

Este servicio implementado recientemente con su respectiva autorización sanitaria, no está presente Ñuble y es un gran apoyo para estas parejas, los cuales resolverán las necesidades de diagnóstico inicial, de seguimiento y de tratamiento para parejas con problemas de infertilidad a través de atención privada y convenios hospitalarios para atenciones de pacientes inscritos en programas de infertilidad.

Cómo funciona el nuevo servicio de Criopreservación

El paciente debe entregar antes de realizar el procedimiento las pruebas serológicas actualizadas para garantizar la seguridad de las otras muestras.

Luego se agenda hora para que entregue su muestra de semen en nuestras dependencias de acuerdo a las instrucciones previamente explicadas. Esto implica, 3 a 5 días de abstinencia sexual, emisión de muestra en su domicilio en un recipiente estéril, entregado por el laboratorio y llevar al recinto inmediatamente, en un tiempo máximo de 60 minutos.

Una vez entregada la muestra en nuestro laboratorio, se analiza, procesa y se le agrega un crioprotector, el cual protege y evita daños celulares en los espermatozoides en el proceso de congelamiento y descongelamiento. Luego se almacena en crio viales plásticos especiales codificados y se disminuye la temperatura gradualmente para finalmente ser almacenadas dentro de termos con nitrógeno líquido a -196 °C, donde permanecerán hasta su uso.

En el futuro cercano

El contar con este nuevo servicio y tecnología, nos permitirá la creación de un banco de semen de donantes anónimos. Gracias a esta técnica, es posible mantener las muestras seminales de los donantes congelados hasta que se ha comprobado que no presentan ninguna enfermedad transmisible, tal como el VIH. Incluso permite el transporte de muestras entre diferentes clínicas.